Medio Ambiente

Ayuntamiento de La Orotava

Espacios Naturales Protegidos

Parque Nacional del Teide

Características generales: el parque nacional del Teide es la mejor muestra de ecosistema volcánico de alta montaña de toda Canarias. Incluye además hábitats amenazados como los hidropétricos, subterráneos, etc. que por su disposición y altitud se ven afectados anualmente, con distinta intensidad, por períodos de nevada contribuyendo a mantener procesos ecológicos esenciales como es la recarga de los acuíferos. Su singular flora llena de endemismos incluye una decena de especies en peligro de extinción, y los invertebrados cuentan con formas exclusivas de las que apenas se conocen unos pocos ejemplares. Geomorfológicamente, toda la estructura de la caldera y el gran estratovolcán Teide Pico Viejo son de relevancia internacional, pero además hay una gran variedad de elementos en forma de pitones, cuevas, domos, etc. que acrecientan el interés científico y la espectacularidad de este área. El paisaje del parque es por su naturaleza de los más estremecedores de la isla y constituye un poderoso atractivo para los millones de turistas que anualmente lo visitan.
Declaración: fue declarado por el Decreto de 22 de enero de 1954, de Creación del Parque Nacional de las Cañadas del Teide, y reclasificado de nuevo como parque nacional por la Ley 5/81, de 25 de marzo, sobre Régimen Jurídico del Parque Nacional del Teide. En la Ley 4/1989, de 27 de marzo, de Conservación de los Espacios Naturales y de la Flora y Fauna Silvestres, se volvió a reclasificar de nuevo como parque nacional, al tiempo que se integraba en la red estatal de parques nacionales. Por Resolución de 14 de octubre de 1999, la Secretaría General de Medio Ambiente publica el Acuerdo por el que se amplían en 5.419 hectáreas, los límites del Parque (BOE nº 310, de 28 de diciembre de 1999).
Otras protecciones: el parque es por definición Área de Sensibilidad Ecológica en toda su extensión, a efectos de lo indicado en la Ley 11/1990, de 13 de julio, de Prevención de Impacto Ecológico. En 1989 se le concedió el Diploma del Consejo de Europa, siendo renovado en 1994 y en 1999.
Municipios: La Orotava, Los Realejos, San Juan de la Rambla, La Guancha, Icod de los Vinos, Garachico, Santiago del Teide, Guía de Isora, Adeje, Vilaflor, Granadilla y Fasnia.
Superficie: 18.990 hectáreas.

Reserva Natural Integral de Pinoleris

Características generales: comprende una ladera con interesantes comunidades de flora rupícola, donde no faltan especies amenazadas y protegidas como el taginaste (Echium giganteum) y la hierbabuena (Bystropogon plumosus). Se trata, además, de un hábitat natural característico de Canarias y bien conservado. En las laderas menos inclinadas, donde se asienta la vegetación arbórea, el área contribuye a mantener los procesos ecológicos a través de la protección de suelos y de la recarga del acuífero
Declaración: fue declarado por la Ley 12/1987, de 19 de junio, de Declaración de Espacios Naturales de Canarias, como parte del parque natural de la Ladera de Santa Úrsula, Los órganos y altos del valle de Güímar, y reclasificado a su actual categoría por la Ley 12/1994, de 19 de diciembre, de Espacios Naturales de Canarias.
Otras protecciones: la reserva es por definición área de sensibilidad ecológica en toda su extensión, a efectos de lo indicado en la Ley 11/1990, de 13 de julio, de Prevención de Impacto Ecológico. Dentro de este espacio se encuentra el monte de utilidad pública de «Mamio, Leres y Monteverde».
Municipios: La Orotava.
Superficie: 181,4 hectáreas.

Parque Natural Corona Forestal

Características generales: zona eminentemente forestal que circunda el parque nacional del Teide, donde se ubican las mejores muestras de pinar y vegetación de alta montaña de Tenerife. En este espacio se encuentran las cabeceras de buena parte de los barrancos que forman la red de drenaje del norte y sur de Tenerife, por lo que ejerce un destacadísimo papel en la captación de aguas y la conservación de suelos ante la erosión. Incluye además la unidad geomorfológica del valle de Güímar de valor paisajístico donde destacan elementos singularizados y característicos del territorio como el volcán de Las Arenas y la Caldera de Pedro Gil; la fauna y flora cuentan con una altísima biodiversidad endémica entre la que se encuentran varias especies amenazadas y muchas protegidas por la legislación nacional y por convenios internacionales. La avifauna de pinar tiene en este lugar un magnífico refugio, contando con varios endemismos. También existen elementos geomorfológicos destacados (barrancos, pitones, lavas recientes, etc.) y representativos de la geología insular, algunos de notoria singularidad. En conjunto constituye un espacio de excepcional belleza y valor paisajístico.

Declaración: este espacio fue declarado por la Ley 12/1987, de 19 de junio, de Declaración de Espacios Naturales de Canarias, como parque natural de Corona Forestal, y reclasificado a su actual categoría por la Ley 12/1994, de 19 de diciembre, de Espacios Naturales de Canarias.
Otras protecciones: todo el parque es por definición área de sensibilidad ecológica a efectos de lo indicado en la Ley 11/1990, de 13 de julio, de Prevención de Impacto Ecológico. Una parte del mismo, en las cumbres, forma parte de la zona periférica del parque nacional del Teide. Dentro de este espacio se encuentran incluidos la totalidad de los montes de utilidad pública nº 9 «Pinar», nº 10 «Pinar», nº 24 «Pinar», nº 50 «Cumbres Realejo Bajo», nº 23 «Laderas y Cumbres», nº 6 «Lomo Gordo y Agua Agria», nº 1 «Pinar», nº 2 «Contador y Cumbre», nº 3 «Pinar», nº 7 «Vica y Lajas» ,nº 5 «Pinar de Guía», nº 4 «Pinar de Chío», nº 41 «Gambuesa», nº 43 «Agache y Escobonal», nº 52 «Chivisaya», nº 53 «Orticosa y Lomitos», nº 51 «Cumbres de Güímar», Tfe-3003 «Cumbres del Realejo Alto» y el monte del Estado «Paredes de Galindo» y además con parte de los siguientes montes, nº 8 «Pinar», nº 13 «Pinar» y nº42 «Fayal, Valle y Chaja». Este espacio ha sido declarado zona de especial protección para las aves (ZEPA), según lo establecido en la directiva 79/409/CEE relativa a la Conservación de las Aves Silvestres.
Relación con otros espacios: al ser un espacio protegido de grandes dimensiones, linda con gran número de espacios. Por su zona noroeste, limita con la reserva natural especial del Chinyero. En el norte, linda con el paisaje protegido de Los Campeches, Tigaiga y Ruíz. Hacia el noreste linda con los paisajes protegidos de La Resbala y Las Lagunetas. Alberga la cabecera del monumento natural del Barranco de Fasnia y Güímar. En su zona sur, linda con lareserva natural especial del Barranco del Infierno, el paisaje protegido de Ifonche y el del Barranco de Erques.
Isla: Tenerife.
Municipios: Los Realejos, Adeje, Vilaflor, Guía de Isora, Santiago del Teide, Garachico, Icod de los Vinos, La Orotava, La Guancha, San Juan de la Rambla, Granadilla, Arico, Fasnia, El Tanque, Güímar, Arafo y Candelaria.
Superficie: 46612,9 hectáreas.
Población: dentro de este espacio, concretamente en la zona del valle de Güímar, hay dos enclaves: Las Dehesas y Los Pelados, donde se mantienen actividades agrícolas tradicionales y, vinculadas a estas, cuartos de aperos y bodegas.

Monumento Natural del Teide

Características generales: constituye un elemento emblemático de gran interés científico destacando sus particulares características geomorfológicas que definen un paisaje de gran belleza, siendo un hito referencial del territorio que ocupa. Alberga además una muestra representativa de hábitats eólicos, con especies exclusivas como la violeta del Teide.
Declaración: fue declarado por el Decreto de 22 de enero de 1954, como parte del parque nacional de las Cañadas del Teide, y reclasificado como parte del parque nacional del Teide por la Ley 5/81, de 25 de marzo. En la Ley 4/1989, de 27 de marzo, de Conservación de los Espacios Naturales y de la Flora Fauna Silvestres, se volvió a reclasificar de nuevo dentro del parque nacional, en la Ley 12/1994, de 19 de diciembre, de Espacios Naturales de Canarias, se declaró además como monumento natural.
Otras protecciones: todo el monumento es por definición área de sensibilidad ecológica, a efectos de lo indicado en la Ley 11/1990, de 13 de julio, de Prevención de Impacto Ecológico.
Municipios: La Orotava, Icod, Guía de Isora y Santiago del Teide.
Superficie: 3606,7 hectáreas.

Paisaje Protegido de La Resbala

Características generales: la mitad sur del espacio protegido constituye un paisaje natural, más o menos conservado con especies rupícolas endémicas de gran valor y poblado de pinos, mientras que la mitad norte es un paisaje transformado con carácter rural. La presencia de interesantes comunidades rupícolas, con especies amenazadas y protegidas, eleva el interés científico y de conservación del área.
Declaración: este espacio fue declarado por la Ley 12/1987, de 19 de junio, de Declaración de Espacios Naturales de Canarias, como parte del parque natural de Laderas de Santa Úrsula, Los órganos y altos del valle de Güímar, y reclasificado a su actual categoría por la Ley 12/1994, de 19 de diciembre, de Espacios Naturales de Canarias.
Otras protecciones: dentro de este espacio se encuentra parcialmente incluido el monte de utilidad pública nº 22 «Mamio, Leres y Monteverde», y la reserva natural integral de Pinoleris, que tiene la consideración de área de sensibilidad ecológica.
Municipios: La Orotava.
Superficie: 776,6 hectáreas.

Paisaje Protegido de Costa de Acentejo

Características generales: este espacio contiene una excepcional belleza derivada del paisaje acantilado y abrupto de alta valoración estética; constituye un elemento geomorfológico singular, representativo de la costa norte de las islas. Cuenta también con un interés científico destacado debido a la presencia de especies amenazadas y protegidas tanto de la fauna como de la flora), siendo en algunos sectores lugar de importancia por la presencia o nidificación de algunas especies.
Declaración: fue declarado por la Ley 12/1987, de 19 de junio, de Declaración de Espacios Naturales de Canarias, como paraje natural de interés nacional de Acantilado del Sauzal y Tacoronte, y reclasificado a su actual categoría por la Ley 12/1994, de 19 de diciembre, de Espacios Naturales de Canarias.
Otras protecciones: con la Ley 12/1994, de 19 de diciembre, de Espacios Naturales de Canarias, se establecen dos sectores como áreas de sensibilidad ecológica, una en el extremo suroeste y otra en el extremo noreste del espacio.
Municipios: La Orotava, Santa Úrsula, La Victoria, La Matanza, El Sauzal y Tacoronte.
Superficie: 401 hectáreas.

Visto 2911 veces

Noticias